Intendentes sureños que quedaron involucrados en la falsa lista de los vacunados vip en Mendoza acusaron al kirchnerismo de lanzar una campaña sucia con el fin de tapar el escándalo del “Vacunagate” en la Nación.

Walther Marcolini de Alvear y Juan Manuel Ojeda de Malargüe fueron dos de los caciques radicales que integraban la lista de supuestos vacunados vip en Mendoza.

El listado que incluía políticos, la mayoría radicales, y también periodistas comenzó a circular en las redes sociales y en los celulares el martes, pero el rumor estaba instalado desde el fin de semana.

Desde el Gobierno salieron a desmentir esa situación y catalogaron esa información de “fake news”.

Juan Manuel Ojeda hizo su descargo por las redes sociales y no tuvo piedad con el peronismo.

La publicación que adjunto muestran los deshonrosos y denigrantes métodos que tiene el peronismo para defenderse de un hecho real y concreto: que EXISTIERON LAS VACUNACIONES VIP en Buenos Aires”, publico en su cuenta de twitter.

“Quieren ‘embarrar la cancha’ y recurren a su reconocido amor por la ‘nociva política’, es decir la trampa, los agravios anónimos, la chicana barata o, por ejemplo, esta burda publicación anónima en una página de Facebook (todos sabemos cuál es su procedencia)”, continuó la publicación Ojeda y para terminar afirmó que será “el último malargüino” en vacunarse.

Durante el miércoles Marcolini también se refirió al tema y aseguró que “después del escándalo del vacunatorio vip que irresponsablemente llevó adelante el Gobierno nacional y se convirtió en una noticia mundial, el kirchnerismo pretende jugar sucio y lanzó una campaña de difamación en la que figuramos muchas personas. Nadie del gabinete ni tampoco el intendente hemos sido vacunados. Me parece de muy mal gusto el ensuciar gratuitamente en un tema tan sensible”, sentenció.

El jefe comunal alvearense también aclaró que no piensa en una vacuna ahora ya que “ya tuve” coronavirus y luego sentenció “nunca lo haría (vacunarse) si en el departamento la totalidad (de la gente) no ha tenido la posibilidad de ser vacunados”.

El intendente Walther Marcolini junto a la ministra de Salud, Ana María Nadal.

Además sentenció que “en ningún  momento nos ofrecieron vacunarnos”.

Según los números que tiró sobre la mesa Marcolini, hasta el momento en Alvear “se han vacunado 600 personas” y dentro de esa tanda “el intendente, su gabinete y los concejales no se han vacunado, salvo el concejal (Ariel Andrés del Frente de Todos que es kinesiólogo) que le correspondía porque hace prestaciones de salud”, aclaró.

Por último el intendente dijo que “no vamos a caer tampoco en esto de salir a responder anónimos, a campañas de difamación como armó el kirchnerismo en Mendoza, la verdad es que es muy poco serio”.