La posibilidad de que la situación procesal de Diego Lea se resolviera en un juicio abreviado quedó en la nada.

El hombre de 38 años está imputado por asesinar a puñaladas a Tatiana Guzmán en julio de 2020 en Atuel Norte, durante lo que parece fue un intento de abuso sexual.

La semana pasada la defensa de Lea había llegado a un acuerdo con la fiscalía para que el imputado se declarara culpable del crimen, conlleva una pena de prisión perpetua, y así resolver el caso en un juicio abreviado.

Sin embargo, en la audiencia del martes frente a la jueza María Laura Vera la defensa desistió de seguir adelante con el acuerdo y pidió continuar con la causa, lo que desembocaría en un debate con jurado popular.

Aparentemente desde la jefatura de defensores oficiales pidieron continuar con el proceso hasta agotar las instancias procesales.

Fuente: Diario de San Rafael