"No voy a permitir monopolizar esto (internet) como es el deseo de este sector empresario", lanzó Juan Ojeda.


El servicio de internet generó cortocircuitos entre el intendente de Malargüe, Juan Manuel Ojeda, y el Grupo Álvarez.

A través de las redes sociales el cacique malargüino denunció públicamente aprietes del Grupo.

Aunque en el escrito no lo mencionó públicamente dejó en claro a quién estaban destinadas sus acusaciones al apuntar contra el servicio de internet que tiene casi monopólicamente el grupo empresario sureño.

“Las desmedidas presiones que ejercen estos grupos mediante notas en sus medios de comunicación pretenden que yo incline la cabeza y la balanza a su favor”, comenzó la publicación y luego fue un paso más alla al asegurar que “muchos creen tener el poder y se valen de esos medios para sembrar temor y dudas entre los vecinos y tapar las serias deficiencias que existen. No lo van a lograr. Aquí hay un Intendente distinto a lo que estaban acostumbrados y no me doblegarán. Defiendo a mis vecinos porque creo que un eficiente servicio de internet, en tiempos de pandemia, es un derecho básico de todo ciudadano. Voy a exigir acceso y buen servicio de internet; no voy a permitir monopolizar esto, como es el deseo de este sector empresario”, lanzó Ojeda.

“No voy a permitir que un monopolio atente contra ustedes, malargüinos, que están hartos de un pésimo servicio“, aseguró el jefe comunal.

El intendente desmintió una nota publicada en el portal de noticias del Grupo Álvarez (Sitio Andino) en el que lo acusan de tener “uno de los gabinetes municipales más abultados de Mendoza”.

No son 50 funcionarios, son menos (desmiento lo que expresa el periodista, en mi humilde opinión, demasiado fan de los criterios empresariales o de simpatías políticas no afines a esta gestión). El costo laboral de este gabinete es el menor de Mendoza y es notablemente inferior al sanrafaelino. Además, quiero agregar que casi la mitad de este gabinete (digo grupo de trabajo colaborativo) son empleados municipales recategorizados, algo que nunca nadie hizo en este departamento”, expresó.

“Nuestros vecinos rechazan el servicio actual de internet porque es pésimo. Insisto, es mi deber defender al vecino y aclaro, no soy lamebotas de nadie y no tengo miedo a ningún monopolio. Pueden sacar todas las notas difamatorias e injuriosas que quieran, aquí se terminaron las dinastías”, publicó Juan Ojeda en su cuenta de Facebook y lo replicó en la red social del pajarito.

“Ellos, afines a los monopolios, estaban acostumbrado -con otros gobiernos- a hacer lo que querían en este departamento. Eso se acabó (de hecho, este grupo trabajó fuertemente en favor del candidato que compitió conmigo en las últimas elecciones)”, denunció el jefe comunal.




Comentarios