Guadalupe Lucero aún no aparece y ya son 50 días sin tener rastros de la pequeña que fue vista por última vez el 14 de junio en la puerta de la casa de su tía ubicada en el barrio 544 Viviendas de San Luis. Ahora, investigan pelos humanos hallados en un campo lindante a la barriada donde desapareció la menor.

//Mirá también: Búsqueda de Guadalupe: a casi dos meses de su desaparición, convocaron una marcha a nivel nacional

Las últimas novedades sobre el caso Guadalupe son que continuarán con los rastrillajes en un dique cercano a la vivienda donde reside la tía de la niña. Se trata de un espejo de agua ubicado a 170 kilómetros de la Ciudad de San Luis y que tiene una extensión de 470 hectáreas. Además, analizarán pelos humanos en un campo lindante al barrio 544 Viviendas.

“Se encontraron en un descampado muy cercano al barrio. Ahora, los peritos llevaron este hallazgo para que se analice y esperemos que arroje algún resultado positivo”, informó Lucas Chacón, vocero de la Policía de San Luis.

// Mirá también: Desaparición de Guadalupe: sumaron equipo tecnológico para amplificar la búsqueda

“Por lo pronto, continuamos un día más con los rastrillajes en el dique ‘La Huertita’, y en las últimas horas recepcionamos dos declaraciones nuevas”, anticipó el vocero policial.