“Yo he decidido vivir el sacerdocio lo más cercano a la iglesia primitiva, centrado en la Palabra de Dios y en la familia”. Con esas palabras, un sacerdote sanjuanino anunció con un conmovedor video que deja la Iglesia Católica para unirse a la Iglesia Anglicana, que permite más libertades y otro estilo de vida. Se trata de Leonardo Pons, un querido cura que en los últimos años estaba a cargo de la parroquia de Desamparados de Albardón.

//Mirá también: Sanjuanina solidaria teje y regala gorros de lana para pacientes oncológicos

La noticia fue anunciada por el eclesiástico en sus redes sociales. Según explicó Pons a los fieles, la Iglesia Anglicana “es exactamente igual a la Iglesia Católica, sólo que le permite a los sacerdotes formar una familia, vivir en sus casas y solventarse económicamente de sus trabajos, oficios, etc”.

Además, agregó: “La Iglesia Católica tiene tres ramas: una que responde al Papa, que es la Iglesia Católica Romana; la Iglesia Ortodoxa y la Iglesia Anglicana. La Iglesia Católica es una casa que tiene diversas habitaciones y yo lo que hago es cambiarme de una habitación a otra. Amo la Iglesia, amo a Jesús”.

El Arzobispado de San Juan también se hizo eco de la postura del sacerdote sanjuanino. “Argumenta que es algo que viene pensando hace muchos años, y que en este tiempo ha optado por dar este paso. Si bien con la Iglesia Anglicana se vienen dando pasos importantes en vistas a la comunión plena, todavía se sigue trabajando en diversos ámbitos internacionales. Recemos por él”, explicaron en un comunicado.

Pons es oriundo del barrio Camus y antes de llegar a Albardón, cumplió funciones en la Parroquia Nuestra Señora de Tulum y la parroquia de Desamparados del Barrio Patricias Sanjuaninas, ambas ubicadas en la localidad de Rivadavia.

//Mirá también: Una sanjuanina hizo una réplica en miniatura de la Legislatura Provincial sólo con fósforos

Según contaron desde su entorno al diario Tiempo de San Juan, de joven anheló ser sacerdote, incluso cuando ayudaba a su padre con el reparto de pan (su familia tenía un pequeño pero tradicional almacén en el barrio).