En coincidencia con la celebración del Día de las Infancias, en San Juan un grupo de policías se convirtieron en “parteros” casi sin quererlo. Es que, en horas de la noche del último domingo, un pequeño sanjuanino apuró su llegada y nació cerca de las 22 en un domicilio del Lote Hogar nº 25, en el departamento Rivadavia.

//Mirá también: Un sanjuanino ganó una medalla en las Olimpiadas de Matemática

La flamante mamá es una sanjuanina de 24 años de apellido Paredes. Ella se encontraba en su casa cuando comenzó con el trabajo de parto, y todo sucedió tan rápido que no pudo trasladarse por sus propios medios hasta una sala o un hospital, por lo que decidió llamar a la Policía.

Así fue como personal de la Comisaría 34º recibió el llamado e inmediatamente mandaron ayuda a la casa. Al llegar, se percataron que no quedaba mucho más por hacer: solo había que asistir a la joven de 24 años. Por lo tanto, los tres efectivos policiales se dispusieron a ayudar a la mujer para que pudiera dar a luz a su hijo.

Los tres uniformados que ayudaron fueron identificados como José Aballay y Carlos Ruiz de la comisaría, mientras que también participó la cabo Amalia Márquez de la Motorizada 4. Finalmente, el pequeño nació a última hora del domingo. Posteriormente llegó la ambulancia, cuyo personal médico corroboró que tanto la mamá como el bebé estaban en perfecto estado de salud.

//Mirá también: Barassi y su visita sorpresa a San Juan: reencuentro con la familia, grabaciones y mucho arte

Sin dudas será una historia digna de contar tanto para los policías que oficiaron de parteros como para la joven madre que, pudo atravesar el parto sin complicaciones y en una situación poco común. Además, el bebé nació justo el Día de las Infancias.