Es a partir del 19 de septiembre y para un máximo de ocho personas. También autorizaron las celebraciones religiosas.


Tras varios encuentros de los equipos de trabajo del Comité Covid-19, los profesionales que lo integran consideraron viable habilitar distintas actividades en base al estatus sanitario vigente en la provincia de San Juan. En ese marco, el Gobierno decidió que desde este sábado 19 de septiembre serán habilitadas las reuniones familiares en el marco de la fase 3 en la que se encuentra la provincia.

Las reuniones permitirán hasta un máximo de 8 personas en domicilios particulares y bajo cumplimiento de estricto protocolo. Antes se autorizaban hasta 12 personas, pero por ahora serán menos en esta fase 3 vigente. 

Por otro lado, desde el Ministerio de Gobierno detallaron cómo funcionarán las actividades de culto a partir de este sábado con nuevas disposiciones. Tras el avance a fase 3, quedaron habilitadas las asistencias individuales limitadas al 40 por ciento de la capacidad del lugar.

De esta manera se suman celebraciones comunitarias, aclarando que se trata únicamente de misas, con una asistencia máxima de 30% del factor de ocupación del templo y separación mínima de 2 metros entre personas bajo cumplimiento de protocolo vigente.

Después del brote detectado el 19 de agosto pasado, toda la provincia volvió a fase uno de cuarentena estricta. El 5 de septiembre se habilitó la actividad económica, incluyendo bares y restaurantes. Y desde el 19 se decidió que vuelvan las reuniones familiares.

Lo otro que se fue habilitando de a poco fueron las actividades deportivas. Primero se permitió la natación en piletas privadas, el pádel y ahora el running y el ciclismo en circuitos armados por la Secretaria de Deportes. Se denominan corredores seguros y posibilitan establecer un control estricto para evitar las aglomeraciones. Los gimnasios también están abiertos al público. En 15 días se tramitaron 500.000 permisos para realizar actividades deportivas en la provincia. 




Comentarios