La noticia del cierre de filiales en el país cayó como un balde de agua fría entre los empleados sanjuaninos.


Luego de que la cadena Falabella anunciara a través de un comunicado el cierre cuatro de sus tiendas en los próximos meses y que se encuentra evaluando opciones de rentabilización de las operaciones de sus filiales en Argentina, las alarmas se encendieron entre los trabajadores de la sucursal sanjuanina. Si bien en un comienzo la tienda de capitales chilenos no considera cerrar su sede establecida la provincia, desde el Sindicato de Empleados de Comercio confirmaron que la firma extendió las solicitudes de retiro voluntario.

La titular de la agrupación sindical, Mirna Moral aseguró a Diario La Provincia SJ que durante la mañana del lunes recibieron una llamada telefónica por parte de las autoridades de recursos humanos a nivel nacional: “Me comunican que van a cerrar sucursales en el país que son 2 de Sodimac y 2 de Falabella”, señaló la sindicalista, quien añadió que en San Juan “ya comenzaron las reuniones con los diferentes empleados de acuerdo al horario que cumple cada uno. Este ofrecimiento de retiro voluntario es para todos los que están trabajando”.

En la filial San Juan de Falabella San Juan trabajan 134 empleados, 13 en CMR (la tarjeta de crédito de la firma) y 4 en Despegar.com. Actualmente, debido a los protocolos sanitarios implementados por la pandemia de coronavirus, la actividad de los trabajares en el local se ha visto reducida.

La empresa se instaló hace 23 años en la provincia y si bien es una de las tiendas de mayor concurrencia no es ajena a la caída de ventas a nivel nacional provocada por la pandemia, registrando una baja del 58,9%. De acuerdo a lo publicado en medios trasandinos la firma chilena tiene serias intenciones de retirarse a mediano plazo del mercado argentino.




Comentarios