Este lunes se pudo ver a algunos fieles que entraron a rezar. Ya no se puede tocar a los santos.


Este lunes volvieron los fieles a las iglesias y templos de San Juan. Es que el Gobierno de Sergio Uñac habilitó la apertura de las sedes religiosas que ahora podrán recibir personas para contención espiritual pero seguirán sin celebrar ceremonias como casamientos, bautismos o cualquier tipo de misa. Es que la provincia cuyana no tiene circulación comunitaria del virus y esto permitió que muchas actividades comiencen a volver a la normalidad. Según publicó Diario de Cuyo, una de las cosas más llamativas fue cómo vallaron a los santos para que la gente no pueda tocarlos.

Las imágenes religiosas amanecieron con una separación perimetral para la que usaron cintas o sillas. Así los fieles no pueden acercarse y besar a las figuras religiosas como es costumbre. Algunos altares, directamente amanecieron sin la imagen. En la puerta de cada iglesia se colocaron trapos con lavandina para que quienes ingresen se limpien los pies y hay alcohol en gel para quienes vayan a rezar. En los bancos se marcó dónde sentarse con cintas o cordeles y así mantener la distancia social.“Hemos puesto estrellitas para marcar en qué zona de cada banco se pueden sentar las personas para mantener una distancia incluso mayor a los 2 metros entre sí. A la vez, sólo se puede usar un banco por medio”, indicaron al diario local desde la parroquia María Madre de Dios, del barrio Aramburu

En la Basílica de Desamparados, en la Capital de la provincia, colocaron un cartel en la puerta para que la gente ingrese con tapabocas. Los fieles sólo pudieron entrar a orar y en los próximos días podrán confesarse. En la Iglesia Catedral, la principal de la provincia, ya se habilitaron las confesiones y el confesionario es desinfectado cada vez que sale una persona y entra otra. 

Las iglesias y templos pueden abrir pero no realizar ceremonias.

La Iglesia Universal de la provincia, toma la temperatura a todo el que entra, mientras que la Iglesia Evangélica Bautista y la Parroquia de Guadalupe permanecieron cerradas, este lunes. El horario que habilitó el Gobierno es de 10 a 17, de lunes a sábado. Hay un horario especial  par alos mayores de 60 que es de 14 a 16, para que eviten salir cuando hace frío. Además, no puede haber más de 20 sanjuaninos por templo. 

Las iglesias y templos pueden abrir pero no realizar ceremonias.




Comentarios