En la provincia, el Gobierno dispuso que cada uno de los repatriados debe pagar su estadía aislado en un hotel local.


San Juan es la única provincia del país donde los repatriados tienen que hospedarse obligatoriamente en hoteles locales y deben pagar su propia estadía en esos lugares. En el parte que emite todos los días la División de Epidemiología, se supo que hay 117 personas que manifestaron que no pueden hacerse cargo de los costos de hospedaje, mientras se cumplen los 14 días que deberán pasar encerrados por haber vuelto de otro país u otra provincia argentina. De hecho, esta medida pionera fue clave para evitar que los contagios de disparen en territorio cuyano y acutalmente no hay circulación comunitaria de coronavirus.

En total fueron 1319 los sanjuaninos que debieron aislarse y de ellos el 10% manifestó no poder pagar el costo de los hoteles. Cuando los repatriados aseguran no poder abonar, quedan a cargo de la Justicia de Faltas y ahí deben demostrar que no tienen fondos suficientes para esos días que permanecen aislados. Así las cosas, el Estado provincial termina haciéndose cargo de ese monto. Hasta el momento son 897 los que ya cumplieron con la cuarentena y 422 están aún aislados en hoteles locales. Quienes pueden pagar el hospedaje y no lo hacen, son multados y obligados por un juez a pagar lo que deben.

El Gobierno local preveé que todo aquel que llegue a la provincia debe estar aislado, al menos, 14 días. Sin embargo, antes de ser “dados de alta”, deben someterse a dos hisopados para descartar contagios. En total, son 22 los hoteles que fueron dispuestos para este operativo sanitario y en este momento hay 19 de ellos ocupados. 

La medida es obligatoria para aquellos que regresaron a la provincia en sus autos y también quienes lo hicieron en colectivos. La provincia estableció corredores seguros donde cada vehículo pasa por un estricto protocolo para poder entrar al territorio. De hecho es la Policía quien escolta a cada pasajero a un hotel o cabaña donde permanecerá aislado del resto de la comunidad. 




Comentarios