El deporte local se encuentra conmocionada por el fallecimiento de Diego Viglianco, tenía 47 años y se mantenía internado en cuidados intensivos del Hospital Iturraspe debido a complicaciones con el Covid-19.

Diego fue muy querido por la comunidad del futbol infantil, ya que dejo su legado en muchos niños de los que fue profesor, enseñando no solo a patear una pelota sino también educando, fue profesor de fútbol infantil en varios equipos de la ciudad y últimamente dirigía en el Club Atlético Sastre.

Se desempeñó por varios años al frente de algunas categorías del club 2 de Abril, donde dio mucho cariño a los peques que asistían a sus clases. Desde las redes sociales de 2 de Abril compartieron una imagen del “Gringo” expresando sus condolencias a sus familiares.