Las personas que cometan estos actos serán identificadas y deberán correr con los gastos de reparación.


Gustavo Giachero, presidente del COPAUPS (Comisión de Preservación del Patrimonio Arquitectónico y Urbanístico de la Provincia de Salta), informó que en noviembre se firmó un convenio con el Sistema de Emergencias 911 para identificar a los responsables de dañar edificios y monumentos públicos del centro de la ciudad.

El protocolo comenzará a regir a partir de enero de 2019. Y aquellas personas que sean identificadas como responsables, deberán correr con los gastos de reparación.

En los casos como el de la santería vandalizada por un grupo de mujeres durante las protestas del miércoles, Giachero manifestó que será el particular quién deba pagar por los daños, ya que la propiedad privada se encuentra fuera de la jurisdicción del COPAUPS.




Comentarios