Con la idea de descentralizar los testeos y el acelerar el proceso de diagnóstico de coronavirus, se implementará en Salta un método de pruebas grupales o "pool testing" presentado por el Hospital Materno Infantil.

El sistema consiste en unir las muestras de varios hisopados en un solo test de PCR y, en el caso de ser aprobado por el Comité de Bioética de la provincia, se realizarán en una primera instancia a personas que están en cuarentena en los hoteles.

El "pool testing" consiste en dividir a las personas en grupos. Por ejemplo, si hay una tanda de 30 personas sospechosas de tener COVID-19 se las reúne en grupos de diez. Por cada grupo habrá 10 hisopados que se juntarán para hacer una sola muestra para el estudio de PCR. Si da negativo el test, se descarta de una sola vez que 10 personas tengan COVID-19. De resultar positivo, se procede a aplicar exámenes a nivel individual.

A nivel público, los testeos se realizan en el Hospital Del Milagro, que estuvo cerrado unos días por una falla mecánica que arrojó resultados de falsos positivos en 19 personas y que este jueves volvió a funcionar. Ahora también se sumó el laboratorio del Hospital Oñativia.