El histórico comerciante rosarino conocido como Jorgito o el Potro falleció este sábado a los 85 años. Era el dueño del mítico almacén de Entre Ríos y Cochabamba.

Carteles de Jorgito

Jorgito saltó a la fama por sus particulares carteles que colocaba en el ingreso a su negocio, siempre apelando a la solidaridad, a la sonrisa y a la ayuda desinteresada. Incluso ponía plata de su bolsillo o su propia mercadería para atender a los más necesitados.

Fruto de su incansable labor, se ganó el respeto y la admiración de todo su barrio, y hasta el Concejo Municipal lo distinguió en 2008.

La despedida a Jorgito

Sin embargo en el último tiempo sufrió una enfermedad que lo alejó de la atención diaria del almacén, que recayó en manos de su hija.