El pequeño de 12 años se encontró con el cantante, charló durante un buen rato y vio el recital de su ídolo en primera fila.


Jeremías Guerrero cumplió su sueño y finalmente conoció a Abel Pintos, su ídolo. El chico de El Trébol, que padece una extraña enfermedad, es un fiel seguidor del cantante, cuyas canciones interpreta cada vez que puede.

El encuentro se produjo en la Escuela 275, hacia donde se acercó Abel Pintos aprovechando su estadía en Rosario, donde brindó tres shows el 13, 14 y 15 de noviembre. Y Jere no perdió oportunidad para ir a su encuentro.

“Vino desde El Trébol a conocer a su ídolo, charló con él media hora y lo vio en primera fila. Gestos así son los que hacen distintas y grandes a las personas. Gracias Abel Pintos”, tuiteó el secretario de Cultura municipal, Horacio Ríos.

Vía Rosario ya había contado la historia de Jeremías, el chico de 12 años que padece una enfermedad degenerativa pero que a diario se esfuerza por superar.

Hace dos meses sorprendió a todos durante un canto bar organizado en el Centro Cultural Cervantes frente a la plaza de su localidad, donde Jeremías conmovió a todos cantando –entre otros temas- Oncemil, precisamente de Abel.

Quienes lo conocen aseguran que hace tiempo que venía buscando cumplir su sueño de darle un abrazo a su ídolo, algo que finalmente pudo concretar este jueves.






Comentarios