Un fiscal pidió que sean condenados a prisión perpetua dos policías que comenzaron a ser juzgados en Rosario por el asesinato con sus armas reglamentarias de David Campos y Emanuel Medina en 2017. Por el hecho hay otros 17 efectivos que están acusados por encubrimiento.

Las penas máximas fueron solicitadas por el fiscal de las causa, Adrián Spelta, quien acusó a Alejandro Rubén Bustos y a Leonel Emiliano Mendoza por los delitos de homicidio calificado por abuso de función como miembros de la fuerza pública y falsedad ideológica agravada por su condición de policías, ambos en concurso real y en carácter de autores.

El caso

Según se pudo determinar en la investigación, el mediodía del 23 de junio de 2017 ambos acusados asesinaron con sus armas reglamentarias a Campos (28) y Medina (32).

Campos y Medina, que regresaban de festejar con otros amigos un campeonato de Boca a bordo de un auto, Volkswagen Up, comenzaron a ser perseguidos por los policías luego de que éstos cruzaran un semáforo en rojo en la zona sur de Rosario.

Al llegar al cruce de las calle Cazadores y Callao, en medio de una persecución y balacera, las víctimas perdieron el control del vehículo y terminaron estrellados contra un árbol.

La persecución terminó con el auto de las víctimas estrellados contra un árbol.

Las pericias determinaron que Campos tenía tres impactos de arma de fuego y que su compañero Medina, que iba al volante, presentaba nueve disparos, que les produjeron la muerte en el acto.

Según el fiscal, el policía Bustos se bajó de la patrulla y cuando ambas víctimas aún estaban adentro del habitáculo disparó al menos 10 veces, en tanto Mendoza abordó el coche del lado del acompañante y disparó contra Campos.

Para el fiscal, luego se puso en marcha lo que denominó "el encubrimiento", que comenzó cuando se ocultaron vainas, se plantaron armas en el auto y se falsearon las actas, maniobra en la que participaron efectivos del Comando Radioeléctrico y de la Policía de Acción Táctica que habían acudido al lugar para brindar apoyo en el operativo.

Para esos 17 efectivos, Spelta pidió penas por encubrimiento de entre 3 y 8 años de prisión e inhabilitaciones de entre 5 y 16 años, repartidas según el grado de participación que tuvieron.

Para los familiares de las víctimas y querellantes en la causa, que no dejaron de reclamar "justicia" a lo largo de la investigación, se trató de un caso de "gatillo fácil".

Familiares y amigos de David Campos y Emanuel Medina reclaman justicia. (El Pulso)

El tribunal integrado por los jueces María Trinidad Chiabrera, Román Lanzón y Gonzalo López Quintana escuchará en la jornada de este viernes los alegatos de las defensas de los policías.

De acuerdo con lo adelantado a Télam por voceros del Ministerio Público Fiscal, las audiencias continuarán la semana próxima, tras lo cual el tribunal informará el día y la hora en que dará a conocer el veredicto.

Fuente: Télam.