Una nena de 4 años recibió un balazo en la cara mientras estaba en la calle este martes en la zona oeste de Rosario. Según los primeros testimonios recabados, los ocupantes de un automóvil pasaron por la cuadra y abrieron fuego a plena luz del día.

El episodio ratifica el recrudecimiento de la violencia armada en los barrios Ludueña y Empalme Graneros. En esta ocasión, la niña fue la única víctima herida, aunque había muchos otros menores y vecinos en la vía pública en el momento en que el vehículo llegó hasta las inmediaciones de Gorriti y Barra.

Fuentes consultadas por Canal 3 indicaron que los agresores dispararon unas 30 veces antes de darse a la fuga. La pequeña estaba en la casa de su abuela y fue trasladada en forma particular hasta el Hospital de Niños Zona Norte. De acuerdo al diagnóstico inicial, su estado clínico era "muy bueno" y planeaban derivarla, ya que el proyectil que impactó sobre su rostro quedó alojado dentro.

La balacera tuvo lugar a la vuelta del sitio donde hace diez días hubo un feroz ataque narco en el que mataron a Marcelo Adrián Almaraz (25). El tiroteo fue parte de una saga que continuó esa noche y concluyó con otra víctima fatal junto a varios heridos por arma de fuego.