Ocurrió tras la visita de los chicos de un jardín de infantes a la Granja de la Infancia. Encima la directora responsabilizó a la madre por lo ocurrido.


Las maestras y la directora de un jardín de infantes perdieron a un chiquito de cuatro años en un paseo a la Granja de la Infancia. Encima las responsables le echaron la culpa a la madre por lo sucedido, y se quejaron porque “causó disturbios”. El pequeño apareció en el galpón donde habían guardado el colectivo que los transportaba.

Un hecho sumamente grave ocurrió este jueves, cuando las autoridades del Jardín de InfantesN°250 de Dean Funes al 3700 realizaron con tres cursos una visita a la Granja de la Infancia. Por cada comisión iban una maestra y dos madres, y además estaba la directora. Sin embargo ninguna se percató que Natanael no volvió al jardín junto a sus compañeros.

“Lo fui a buscar al jardín y no estaba, las maestras ahí se dieron cuenta y empezaron a llamar a la Granja y al colectivero”, relató Sofía, la madre del chiquito, a Radio 2. Fue el chofer el que se percató que “Nato”, como apodan al chico, se había quedado dormido en el micro que para entonces ya había sido guardado en un galpón en Oroño y Segui.

“Nato me contó que al despertar y no saber dónde estaba, se angustió mucho. Me lo trajeron media hora después en un taxi”, relató la madre y agregó que encima la directora quería hacerle firmar un acta para desligar a la institución del hecho, por lo que ella se negó.

Perdieron a un chico en la granja de la infancia

“Fui a la comisaría 18° a hacer la denuncia y me dijeron que las maestras ya habían llamado diciendo que yo me olvidé al chico, que llegué tarde y que causé disturbios”, se indignó Sofía, que también presentó una queja en el Ministerio de Educación. “Me respondieron que solo le pueden tirar las orejas a los directivos”, apuntó.




Comentarios