La víctima tiene 19 años y contó que el ladrón la redujo para someterla antes de huir cerca de la seccional.


La policía rosarina comenzó a investigar este lunes el robo a un comercio ubicado a pocos metros de una comisaría en la zona sur. La víctima denunció además que fue agredida sexualmente por el ladrón que ingresó y logró reducirla para escapar con dinero y otros elementos.

El caso trascendió a partir de un llamado al 911 sobre lo ocurrido en una librería de Sarmiento al 4300. A pesar de que sólo hay dos casas de por medio entre el lugar y la seccional 15, la joven se fue directamente a su vivienda cuando logró zafarse y allí le contó lo ocurrido a su madre.

De acuerdo a la declaración recogida más tarde por las fuerzas provinciales, la empleada que atendía el local fue sorprendida por un delincuente que hizo ademanes de tener un arma. El maleante la llevó a otra habitación donde la ató y abusó de ella. Fuentes consultadas por LT3 agregaron que además del efectivo que había allí, el sospechoso se llevó algunos efectos personales.

La muchacha fue atendida en el Hospital Roque Sáenz Peña y las actuaciones fueron remitidas a la Fiscalía, la cual solicitó la intervención del equipo del Centro de Asistencia a las Víctimas de Delitos Sexuales (CAVDS).

Desde el Ministerio de Seguridad de la provincia corroboraron que la denuncia fue realizada a las 19.30 y que el sospechoso se hizo pasar por un cliente al ingresar. De esa manera logró hacerse de la recaudación, aunque la empleada no pudo constatar si el acusado estaba armado.




Comentarios