El fiscal los imputó por defraudación a la administración pública, que tiene una pena en expectativa de entre 2 a 6 años de prisión, más la inhabilitación especial y perpetua si son funcionarios públicos.


En declaraciones a Radio Libertad, el fiscal Amad explicó que a través publicación en un diario de la zona, donde sugería que estas tres empleados municipales de Villa Río Bermejito habrían cobrado el IFE, se tomo como una noticia criminis y se los imputó por defraudación a la administración pública. En ese sentido, destacó que “lo interesante es investigar si es cierto que cobraron, llevarlos a juicio y hacer lo que corresponde”.

El fiscal señaló tres caminos posibles “pudo pasar que se anotaron y cobraron, o se anotaron y no se les otorgó el beneficio, o se anotaron, se les otorgó y lo rechazaron”. “Los que cobraron van a tener que devolver el dinero e ir a juicio. Son funcionarios públicos en pleno ejercicio de sus funciones, en una provincia y un pueblo donde puedo asegurar que hay gente que necesita el dinero más que ellos”, marcó.

Anses investigará si funcionarios de Chaco cobraron el IFE

“Yo los imputé por defraudación a la administración pública, que tiene una pena en expectativa de entre 2 a 6 años de prisión, más la inhabilitación especial y perpetua si son funcionarios públicos”, detalló el funcionario.

El fiscal puntualizó que “el intendente tendrá que contestar una serie de informes que le pedimos, como también la delegación de Anses local y central. Queremos saber si cobraron y a dónde fue esa plata”, siguió.

En este sentido, el fiscal indicó que “los datos se van a conocer en los próximos días. Pedimos el listado completo de personas que cobran el IFE en la jurisdicción de la Fiscalía Federal de Presidencia Roque Sáenz Peña. No nos vamos a quedar con estos tres casos, vamos a seguir investigando”, aseguró.




Comentarios