En el marco de una investigación por el hurto de un teléfono celular, la Agencia de Investigación Criminal del Ministerio de Seguridad requisó un domicilio y secuestró el celular robado el pasado 6 de julio del año 2021.

El hecho delictivo sucedió en Francisco Ramírez entre Triunvirato y Mitre, donde un transportista dejo su celular en el interior del camión por un lapso menor a 20 minutos, en tanto cuando regresó a su unidad de transporte noto el faltante de su teléfono celular que estaba en el interior.

Las Pesquisas que forman parte de un proceso minucioso de trabajo profesional que lleva adelante la AIC en todo el territorio provincial, constituyen un eslabón fundamental a la hora de resolver diferentes hechos delictivos; por lo tanto la AIC de Rafaela desplegó su potencial para investigar el robo conforme lo establece la Fiscalía interviniente a cargo de la Dra. Lorena Korakis.

La Inteligencia Criminal destaca el trabajo de investigación, buceo en redes sociales, cotejo de datos, y otras labores complejas que permiten a la AIC dar con la ubicación de los dispositivos móviles, destacando al aporte también de las empresas prestatarias del servicio. No ajeno a esta circunstancia y en este caso particular se requisó un domicilio en Rafaela ubicado en Santiago Rodríguez al 200 con la anuencia del Fiscal en turno, Dr. Guillermo Loyola, donde se secuestró un teléfono celular símil al denunciado por la víctima del robo.

En hora buena y por así determinarlo el fiscal el teléfono fue restituido a su dueño original continuando las diligencias de rigor judicial que lleva adelante el MPA de Rafaela.

Piden no comprar elementos robados

Desde la AIC recordamos a los ciudadanos la importancia de no adquirir elementos de dudosa procedencia por intermedio de redes sociales, tratando de agotar la mayor información posible de los productos ofrecidos en el mercado de redes para evitar problemas administrativos y judiciales. Nuestra misión es la persecución del delito, la investigación y el aporte profesional como auxiliares de la justicia, pero por sobre todo trabajo y compromiso vocacional, generamos conciencia y prevención para alertar sobre la posible comisión de delitos.