Durante la madrugada del sábado y domingo, por denuncias de vecinos, personal de la Unidad Regional V, Protección Vial y Comunitaria y Guardia Urbana desalojaron cuatro fiestas prohibidas.

El primer hecho sucedió en calle Alvear al 1400, con 35 jóvenes dentro de una vivienda; la segunda intervención se dio en Los Tilos al 3100 con la participación de 33 personas en el interior de una casa. Las últimas dos tuvieron lugar en Zamenoff al 900 y Necochea al 200, donde había más de 30 concurrentes.

Cabe destacar que a cada propietario se le labró un acta municipal por incumplir con las medidas sanitarias vigentes dispuestas por el Gobierno Provincial.