A través de un comunicado la empresa ABSA informó que “durante las primeras horas de este jueves 27, nuestros trabajadores iniciarán las tareas de reparación del acueducto que transporta agua potable a Punta Alta”.

“Las tareas implicarán la interrupción total del servicio durante su ejecución, por lo que solicitamos a los usuarios realizar las reservas de agua a su alcance, a la vez que restringir el uso del agua para situaciones vinculadas a la hidratación y quehaceres domésticos esenciales”, agregaron.

La prestataria asegura que pese a esta contingencia “dispondrá cinco camiones cisterna y entrega de bidones para garantizar la provisión de agua potable a los usuarios que así lo demanden”.