La agente policial, Celeste Daiana Benítez quien presta servicio en la División Comando Radioeléctrico Oeste, fue condecorada esta mañana en la sala de situación de Jefatura, un reconocimiento a su labor que fue puesta en evidencia cuando asistió a una niña de 2 años que estaba convulsionando.

La agente Benítez se encontraba cubriendo un puesto en el barrio Costa Porá, cuando una madre se presentó con su hija de dos años, quien tenía las vías respiratorias obstruidas.

Inmediatamente, la policía le realizó los primeros auxilios correspondientes, mediante maniobras de RCP logró estabilizar a la menor. La pequeña fue trasladada junto a su madre a un centro médico, donde manifestaron que se encontraba fuera de peligro.

Fue condecorada por su labor y profesionalismo.Misiones Online

Este accionar de la uniformada Benitez, demostró firmeza, templanza, compromiso y profesionalismo, enalteciendo los valores que sostienen la doctrina de la Institución en su permanente servicio a la comunidad.