El río Paraná registra su caudal más bajo en 30 años a la altura de la Central Hidroeléctrica Yacyretá, según datos medidos por la entidad argentino-paraguaya que la administra.

Su volumen de agua está un 35 % más bajo que el habitual, porque pasó de un promedio de 12.000 m³/s a 7.800 metros cúbicos por segundo.

Frente a Posadas, el nivel histórico es levemente superior a los 10 metros, mientras que este martes es de 9,70 metros según la medición de Prefectura Nacional. El registro de lluvias de marzo ha sido de 51,2 un tercio de los 150 milímetros promedio para marzo.

Este lunes pasado, inclusive, estuvo más bajo aún y con 7.300 m³/s, equivalente a un 50 % menos del promedio del mes de marzo, anotó el registro más bajo de los últimos 30 años, según los registros históricos de la hidroeléctrica.

La situación del río Paraná afecta también a la producción energética de la Central Hidroeléctrica Yacyretá, que actualmente está funcionando con 16 de las 20 unidades que posee en su parque generador, y en consecuencia con baja potencia eléctrica de generación.