El anuncio del Ministerio de Salud de la Nación destinará $13 millones a la compra de 10.000 penes de madera para la promoción sobre los cuidados de la salud sexual indignó al diputado provincial, Andrés Suriani, un arduo opositor de la implementación de la ESI en las escuelas.

El también candidato a renovar su banca opinó que los penes de madera harán que los niños duden de su sexualidad. “Se va a hipersexualizar a los chicos como juguetes sexuales poniéndolos en duda respecto de la sexualidad”, opinó el legislador conservador en una entrevista con Aries.

Suriani también consideró que la sigla ESI significa Educación Sexual Ideológica, cuando en realidad debería ser biológica, con valores y respeto. Me lleva un trabajo muy grande con todos diputados que se dan cuenta que hay que resistir estos embates permanentes”, sostuvo y cuestionó que en este contexto de pandemia, se destinen 16 mil millones para el Ministerio de la Diversidad y la Mujer de Nación.

Finalmente, destacó que presentó dos proyectos en defensa de la mujer. Uno para que sea más publico el listado de deudores de cuota alimentaria hasta alcanzar la condena social, y otro para que efectores de salud estén al servicio de la mujer en estado de vulnerabilidad.