Gabriel Iván Heinze más conocido como El Gringo, nació hace 42 años en la localidad de Crespo y tiene en su haber una fructífera trayectoria deportiva como futbolista en equipos argentinos y del exterior. Debutó en 1997 en Newell’s Old Boys y luego de disputar tan solo ocho partidos fue transferido al fútbol europeo, siendo el Valladolid su primer equipo. Lo que vino por delante fue el Sporting de Lisboa (1998), el Paris Saint-Germain (2000 - 2004), el Manchester United (2004 - 2007), el Real Madrid (2007 - 2009), el Olympique de Marsella (2009 - 2011), la Roma (2011) y el regreso a Newell’s Old Boys en 2012 hasta su retiro en 2014.

Como entrenador debutó en 2015 en Godoy Cruz pese a que no tenía aún el título habilitante, situación que influyó para que sea destituido tras una derrota contra Club Olimpo. Como DT no podía ingresar a los partidos y tenía que mirarlos desde la platea, lo que generó el repudio de la hinchada de Godoy Cruz. De hecho se recuerda un banderazo de los hinchas con la leyenda “Gracias Heinze, pero necesitamos un entrenador con título”.

No obstante el mal trago no fue impedimento para que la carrera del gringo como entrenador siguiera su ascenso; en 2016 fue confirmado como nuevo director técnico de Argentinos Juniors y en 2018 firma contrato con Vélez hasta junio de 2020.

Ahora el destino lo encuentra en Estados Unidos, instalado junto a su familia y viviendo su primera experiencia como DT en el exterior. Heinze es el actual entrenador del Atlanta United de la Major League Soccer; si bien tenía vista una casa en un pueblo pegado a la ciudad, finalmente terminó eligiendo un departamento cercano al predio de entrenamientos. Su esposa e hijos lo acompañan en este nuevo esafío, “Ellos también me pueden ayudar a bajar un poco mis revoluciones. Lo que ya no quiero es que esta profesión me haga perder más cosas”, expresó recientemente.

El Children’s Healthcare of Atlanta Trainning Ground es el predio donde se entrena el United y adonde todos los días ingresa el gringo de madrugada hasta la noche. El centro de entrenamiento, ubicado en Franklin Gateway, en Marietta (Georgia), es un verdadero sueño para cualquier deportista, con una inversión hecha por el equipo de 60 millones de dólares en instalaciones de lujo, el lugar cuenta con seis canchas, tres de césped natural y otras tres con sintético (híbrido) para que los jugadores entrenen en diferentes campos de juego. Uno de ellos cuenta con tribunas para 2500 personas el cual incluye un pabellón VIP. “Estoy muy contento en esta institución y en esta ciudad. Me han tratado muy bien. No me gusta prometer nada. Lo que vamos a hacer es trabajar y dar lo mejor que podamos”, dijo el entrerriano a EntreRiosplus.

El centro de entrenamiento, ubicado en Franklin Gateway, en Marietta (Georgia)Entre Rios Plus

El predio cuenta además con un gimnasio de última tecnología en máquinas, tiene otro con piscinas de hidroterapia para que los jugadores puedan recuperarse de sus lesiones con actividades de rehabilitación y relajación. En las 41 hectáreas, se encuentra también un amplio departamento de medicina y fisiología, oficinas corporativas y lugares de relacionamiento destinado no sólo para los jugadores, sino también para hinchas y dirigentes. Además, cuenta con auditorios en los que los jugadores son capacitados para el manejo de redes sociales y la relación con los medios.

La oficina del gringo está ubicada en el edificio central en el corazón del predio. La cancha principal se encuentra pegada al edificio, los jugadores salen del vestuario y ya están en la cancha. También se creó un vestuario para el primer equipo, el cual es circular con el propósito de fomentar la interacción entre los jugadores. A este se suman otros seis camarines para miembros de las academias juveniles.

Heinze llega al predio a la madrugada y se retira a la nocheEntre Rios Plus

Desde su oficina el entrerriano ve la cancha en compañía del infaltable mate y también come en el servicio de cocina del predio con balcones. Desde allí comenzó hace unos días a moldear su equipo para esta nueva etapa. Con carpeta en mano y la indumentaria oficial del club, antes de la práctica, le muestra en video qué es lo que se va a trabajar, para qué y por qué. Una vez que están en el campo de juego, no le gusta tener que estar repitiendo los conceptos hablados y vistos, en formato digital, un rato antes. En el campo de juego quiere acción y máxima concentración. Por eso exige suma atención durante toda la práctica. Si los jugadores están atentos y concentrados, hay prácticas que pueden durar 20 o 30 minutos… Pero si las cosas no salen o no están concentrados, puedo estar todo el día repitiendo el ejercicio hasta que salga. “Pragmatismo u optimización del tiempo” sostiene Heinze.

Cuando empezó como entrenador quería ser distante, estar muy lejos del jugador. Pero aprendió que estaba equivocado y se dio cuenta que hay que estar cada vez más cerca porque tienen muchísimos problemas. El entrenador no debe solamente dar indicaciones, tiene que hacerse cargo de muchas más cosas. En Argentinos Juniors hasta llevaba juveniles a comer a su casa y compró con dinero de su propio bolsillo equipamiento de GPS para los entrenamientos.

Debut

El debut de Heinze será frente a la Liga Deportiva Alajuelense por la Concachampions, el 6 de abril en Costa Rica. El 13 será su primer partido como local en el imponente Mercedes Benz Stadium y el 17 tendrá su bautismo en la MLS. Será el momento de volver a su ritual: besar la cruz  del rosario que cuelga de su cuello, mirar al cielo para reencontrarse con Jorge, decir en voz baja Viejo, besarse dos veces su anillo y persignarse. Sabiendo que en ese mismo instante su mamá Titina, como siempre, estará firme frente al televisor.

El 13 de abril será su primer partido como local en el imponente Mercedes Benz Stadium.Entre Rios Plus

Las raíces entrerrianas

Lejos de olvidarse de sus orígenes, el gringo mantiene el lazo con su tierra natal cada vez con más determinación, de hecho se construyó su propio ‘bunker entrerriano’ entre Paraná y Crespo, donde es difícil llegar hasta con GPS. Allí comparte asados no solo con su familia y seres queridos sino que también figuras como Maxi Rodríguez, Nacho Scocco, Fernando Gago y Javier Mascherano pudieron disfrutar de esa faceta del entrenador. “Cuando uno trabaja afuera y viene a su casa, es casi una visita, es un ente. Volví a hacer actividades con los míos”, contó.