Las lluvias continuarían esta semana y se espera que caigan al rededor de 150 milímetros.


Unas 15 familias fueron evacuadas durante el fin de semana en Concordia por el temporal que afecta el litoral argentino y, según los pronósitcos, continuará durante la semana. Se espera que lluevan en los próximos días más de 150 milímetros, informó hoy el municipio entrerriano.

De las familias evacuadas, siete fueron trasladadas al refugio Carretera La Cruz y cinco al Club Nébel, mientras que otras tres familias pidieron ser llevadas a casas particulares.

La Comisión Técnica Mixta de Salto Grande (CTM) aseguró además que el río Uruguay, que tiene una altura de 11,69 metros en Concordia, podría crecer hasta los 12,20 metros, es decir, que quedaría a 30 centímetros del nivel de evacuación.

Además, informó que la represa Salto Grande aumentó 18.000 metros cúbicos por segundo y así “permanecerá hasta mañana”, aunque las lluvias previstas para los próximos días “podrían elevarlo, pero sin superar los 20.000 metros cúbicos por segundo”.

Los modelos meteorológicos pronostican lluvias de alrededor de 157 milímetros en los próximos siete días“, agregó la CTM, por lo que la altura del río Uruguay en el puerto de Concordia puede alcanzar los 12,20 metros, aunque “no los superaría”, estimaron.

El área de Hidrología de la represa precisó que el aporte de agua recibida el domingo en el lago se ubicó en 18.987 metros cúbicos por segundo, además de lo que el río “acumula por efecto de las precipitaciones”.

A su vez, informó que el río permanecerá alrededor de los 34,70 metros en el embalse de Salto Grande.

Por su parte, el intendente de Concordia, Enrique Cresto, dispuso un Comité Operativo de Emergencia (COE) para “trabajar en el monitoreo del panorama del río Uruguay” y realizar el “traslado y alojamiento de las familias que pudieran verse afectadas”.

Asimismo, equipos del municipio y el COE “recorren las zonas ribereñas y actualizan los relevamientos en el terreno”, afirmaron desde el Municipio.

Las primeras familias evacuadas fueron trasladadas desde el barrio Nebel, tras el desborde del arroyo Manzores, mientras que la zona de costanera baja y las playas Nebel y Los Sauces quedaron inhabilitadas, señalaron.






Comentarios