La jueza del Tribunal de Juicios y Apelaciones de Paraná (Entre Ríos), Carolina Castagno, resolvió durante la mañana de hoy desestimar el planteo de Dolores Etchevehere y desalojar la estancia Casa Nueva, ocupado por militantes de Juan Grabois.

A raíz de la resolución de la Justicia, los hermanos Luis Miguel, Sebastián y Juan Diego se abrazaron luego de escuchar la resolución de que la magistrada ordeno la "restitución inmediata" del campo en disputa. La decisión de la Justicia puso fin al conflicto con su hermana Dolores quien había permitido el ingreso de militantes vinculados a Grabois para realizar un proyecto agroecológico.

"Viva la patria" y "viva la propiedad privada" se escucho entre los productores rurales que acompañan a los hermanos Etchevehere. En medio de los festejos hubo abrazos y se pudo escuchar los cantos del himno nacional.

"Espero que este caso sirva para que la gente vuelva a confiar en la Justicia. Vamos a esperar a que salga hasta el último usurpador para entrar a nuestra casa", indicó Luis Miguel Etchevehere, exministro de Agricultura durante el gobierno de Mauricio Macri.