Facundo de 25 años quería un tatuaje que sea identificatorio de la ciudad, se decidió por uno que representa a la tradicional escultura del Parque Urquiza de Paraná.


La pasión y el fanatismo por determinadas personalidades públicas no tiene límites, desde personas que se realizan intervenciones quirúrgicas para parecerse a sus ídolos, hasta aquellas otras que deciden tatuarse la firma, frases o incluso el rostro de aquella persona a la que idolatran.

En Paraná un joven de 25 años no se tatuó a Messi, tampoco a Maradona sino una imagen de la Venus del Rosedal, la característica y tradicional escultura que enaltace uno de los lugares más transitados de la capital provincial.

Venus saliendo del baño en el Rosedal de Paraná

Facundo vive en Barrio Santa Lucia de Paraná, posee muchos tatuajes en su cuerpo pero esta vez quería algo identificatorio de la ciudad y eligió a la escultura de la «Venus saliendo del baño» para un nuevo tatuaje en su pierna izquierda, según contó PHM.

En relación a la idea, el joven paranaense contó: “Un día me encontraba en el Rosedal, detrás de uno de los tantos bancos de la Venus, esa hermosa estatua del Parque Urquiza. Cuando llegue empece a pensar y buscar diseños para agregarle y no quedara vacía y la antorcha fue lo que le dio el toque ese toque de pasión, y a toda antorcha no le debe faltar la mano que la toma”. “Una vez desarrollada la idea se la planteo al tatuador y me hizo el dibujo con y sin la antorcha y me di cuenta que quedaba mucho mejor con ella y por eso me decidí por ese modelo”, agregó Facundo en referencia al trabajo de diseño de su nuevo tatuaje.

Proceso de realización del tatuaje de Facundo

Historia de la Venus de Paraná
La escultura de la Venus saliendo del baño no pasa nunca desapercibida para quien recorre la zona del Rosedal de la capital provincial. La obra es una réplica de la escultura realizada por Antonio Cánova. Fue realizada por Pietro Bazzanti y donada por Pedro E. Martínez a la ciudad. En 1934 fue colocada en el lugar conocido como El Rosedal del Parque Urquiza.

Lamentablemente en el año 1989 esta escultura fue robada y al no poder recuperarse nunca mas, la notable artista plástica paranaense, Amanda Mayor, realizo una nueva replica de la escultura que es la que actualmente se puede apreciar.




Comentarios