Según declaraciones a PRIMERA EDICIÓN, la hija del ahora acusado por “homicidio”, de 22 años de edad, dijo que “fue todo en un abrir y cerrar de ojos. Mi madre me contó que el ladrón le estaba apuntando desde muy cerquita y a la cabeza, y le dijo ‘si vos te movés, te pego un tiro’, entonces mi padre, que vio todo desde una ventana, le disparó”, enfatizó.

Por el hecho, el agricultor de 65 años de edad, se encuentra detenido bajo la carátula de “homicidio” por disposición del Juez de Instrucción N°2 de la ciudad de Oberá, Horacio Alarcón. En la escena, se lograron incautar dos armas de fuego calibre 22 y un motovehículo, en el cual se cree que se trasladaban el fallecido y un cómplice.

Entre esta jornada y mañana se estima que podría ser indagado por el magistrado. Mientras tanto, el cuerpo del fallecido fue trasladado a la Morgue Judicial para su correspondiente autopsia. Continúa la investigación con el objetivo de capturar al otro involucrado en el hecho.

La motocicleta como coartada

“Cuando llegué al lugar ya había llegado la policía, pero pude hablar con mis padres. Me contaron que a esa hora se detuvieron dos desconocidos frente a su vivienda, ambos con barbijos”, comentó la hija del ahora detenido.

Y mencionó “mi padre salió a ver qué necesitaban y le dijeron que se les pinchó la rueda de la motocicleta y que querían dejarla en el lugar. Mi progenitor aceptó ayudarles, por solidaridad. Entonces uno de ellos le pasó la llave de la motocicleta, y de repente lo agarró del brazo”.

“Comenzó un forcejeo. Mi papá se zafó y corrió hacia el interior de la vivienda y en esos segundos uno de ellos ingresó por un pasillo y le apuntó a la cabeza a mi madre. Eso lo observó mi padre desde la ventana de una de las habitaciones, entonces le disparó. El otro ladrón, al ver que su cómplice fue baleado, saltó un tejido y escapó corriendo”, indicó la joven, según la versión que le habrían comentado sus padres.

La muchacha comentó además que “es la primera vez que les intentan asaltar a mis padres, en 40 años que viven en ese lugar. Mi papá tenía por seguridad el arma, un revólver calibre 22 largo. Ellos no tenían dinero en su domicilio y tampoco habían hecho alguna venta grande reciente”.

“Todo esto le afectó mucho a mi padre, esto fue en defensa propia. Ayer a la madrugada le subió la presión y lo tuvieron que llevar de la comisaría al hospital. Luego lo volvieron a meter preso. Le pido a la Justicia que por favor le liberen, él sufre del corazón y me contaron mis hermanos que seguía empeorando su salud”.

Con respecto a su madre, de 58 años, dijo “ella sigue en estado de shock, asustada, pero recuerda todo lo sucedido. Me dijo que el ladrón le apuntó desde muy cerca a la cabeza y le dijo que si se movía le disparaba. Hasta me llegó a decir que si mi papá no hubiera hecho eso ella ahora no estaría contando el cuento”.

Los vecinos, en solidaridad, planean una marcha

Los vecinos de la zona de Picada Libertad se encontraban organizando en esta víspera una marcha en pedido de justicia y por la inmediata liberación del agricultor.

Los abogados del ahora detenido, Luciano Luna y Claudio Katiz, pidieron a la Justicia la excarcelación del agricultor “debido a que padece problemas de salud cardíacos, además de hipertensión y asma”.

“El hombre se encuentra en un calabozo común, muy pequeño, donde está expuesto a enfermedades que pueden agravar su estado de salud. En forma subsidiaria solicitaremos que pueda recibir prisión domiciliaria hasta que se resuelva su situación procesal. A nuestro entender se da el caso de legítima defensa y de terceros, porque defendió a su esposa”, mencionó Luna al respecto.