Se implementó la figura de un representante ante el Ejecutivo y la exigencia de 3 años de antiguedad.


Este martes se aprobó la modificación a la ordenanza que rige sobre las Comisiones Vecinales de la ciudad de Oberá. Fue aprobada por el Honorable Concejo Deliberante y establece los criterios de conformación y funcionamiento de estos grupos.

Según argumentaron los miembros del cuerpo legislativo en el dictamen, la modificación se realizó a partir de las diversas problemáticas y la necesidad de repensar vacíos legales de la normativa que se encontraba vigente. La principal finalidad de las Comisiones Vecinales es la búsqueda permanente de canales de diálogo con el municipio, para que las problemáticas de cada barrio puedan ser tratadas por el órgano ejecutor.

Estas modificaciones entonces tienen como objetivo mejorar y unificar las normas vigentes, para la comprensión, aplicación y cumplimiento de lo que establece la Carta Orgánica. Para encarar la modificación, se hizo una convocatoria a los actuales presidentes de las Comisiones Vecinales, donde pusieron en común los puntos de interés a resolver.

Dentro de las necesidades que surgieron, se encontraba la de una figura de un representante ante el Ejecutivo. Otra es la antigüedad para poder participar de las comisiones, antes las exigencias eran 5 años de antiguedad y ahora quedó en 3 años.




Comentarios