A pesar de las medidas de seguridad sanitarias, los neuquinos coparon los grandes comercios.


Los grandes supermercados registraron en los últimos días a cientos de neuquinos que, a pesar de las advertencias de prevención, colmaron las góndolas para abastecerse. Entre las medidas adoptadas por algunos hipermercados y para evitar el colapso de gente, se dispuso cerrar las puertas temporalmente a la par de que se fueran liberando las cajas.

Largas filas de gente se podía ver fuera de los comercios y la entrada de estos era de a 25 a 20 personas a medidas que las cajas se vaciaban, sin superar las 200. Desde la municipalidad se solicitó la colaboración para evitar aglomeraciones en cada uno de los comercios con el objetivo de evitar el riesgo de propagación del contagio del COVID-19 entre la población neuquina.

El jefe comunal, Mariano Gaido, detalló las medidas para maximizar la limpieza, ampliar el horario de atención, mantener las todas las cajas habilitadas en los horarios de mayor concentración de gente y respetar la distancia de un metro por persona. Ademas, aseguró que se debe garantizar el funcionamiento de farmacias y supermercados.

Ayer, el presidente Alberto Fernández reiteró que el Gobierno cuidará que los comercios no aumenten en forma exagerada los precios o que provoquen desabastecimiento en productos sensibles en esta coyuntura, como el alcohol en gel.




Comentarios