El acceso al tránsito se encuentra suspendido a causa de las intensas lluvias que ocasionaron daños en las banquinas, producto del arrastre de barro y agua.


La ruta 237, que une las rutas nacionales 22 y 40 en el paraje Corral de Piedra, en Neuquén, se encuentra cortada en el tramo entre Arroyito y Picún Leufú por las intensas lluvias que provocaron daños en las banquinas y el arrastre de barro y agua sobre la calzada.

Zona afectada por las intensas lluvias (web).

Si bien el corte se efectuó el lunes 13 por la noche, pasadas las 20, tras un fuerte temporal de lluvia, el organismo vial tenía programado levantar el corte este mediodía pero las inclemencias climáticas dificultaron llegar a esa zona.

“Los equipos viales se encuentran arribando a la zona para comenzar con las tareas de reconstrucción de banquinas, por lo que los trabajos se extenderán durante toda la jornada”, indicó el organismo nacional.

Obras en Neuquén (web)

Además, Vialidad solicitó a los conductores “respetar las indicaciones del personal policial que se encuentra a cargo del desvío del tránsito, que se realiza a través de las rutas nacional 22 y provincial 17″.




Comentarios