Un hombre de 63 años, quien manejaba un Volkswagen Voyage, atropelló a un joven y a su mamá, quienes esperaban detenidos a bordo de una moto Motomel 110 a que cambie el semáforo.

El hecho ocurrió en la esquina de avenida Diagonal San Martín y avenida 59, en la ciudad de Necochea, cuando Fernando Beretta, manejando a alta velocidad, mordió la banquina y perdió el control del coche, chocando de frente con la moto en la que iban Nicolas D' Annunzio, de 31 años, junto a su mamá Ana María Rivero, de 57.

Según detalló Diario Necochea, D' Annunzio y Rivero fueron arrastrados cerca de 70 metros, y tuvieron que ser internados en el hospital local. De acuerdo al parte médico, las lesiones de D´Anunnzio eran de carácter leve, en tanto que las de Rivero eran de consideración, ya que sufrió fracturas en ambas piernas y en uno de sus brazos.

Luego del fuerte choque, Beretta fue sometido al test de alcoholemia, que arrojó que tenía 2,45 de alcohol en la sangre.

Pese a la gravedad del siniestro, el conductor del coche no quedó detenido, de acuerdo a la información de BANews.