Se celebra cada 20 de septiembre. No guarda relación con el festejo de los estudiantes o el inicio de la primavera.


Si hay una estación que invita al amor es la primavera y nada mejor que en la previa de la temporada más bonita del año, celebrar el Día de los Novios.

Más allá del día de los enamorados que se celebra el 14 de febrero por San Valentín, en Argentina, cada 20 de septiembre es dedicado exclusivamente a los enamorados, los novios.

Nada tiene que ver el festejo de los estudiantes o el comienzo en si de la primavera, sino que este día está instaurado desde hace años en el país y se lo espera, a veces por muchos meses, por ser perfecto para iniciar una relación.

La coincidencia con la primavera no es casual sino causal. Cada ser de la tierra nace en esta época y el amor en los humanos, no es la excepción.

¿Por qué nos enamoramos más en primavera?

Según los científicos, el clima cálido, las flores y sus perfumes, y el paisaje se vuelve más atractivo en cualquier lugar donde estés. Nos ponen de mejor humor, con más ganas de salir y disfrutar del aire libre. Pero la principal razón que aducen los especialistas es la dopamina.

La dopamina es un químico natural que usa nuestro cerebro para hacernos querer determinadas cosas, y si bien hay otros sistemas involucrados en la experiencia del amor, la dopamina es la principal causa. Con mucha de esta sustancia en nuestro sistema es más probable que nos enamoremos profundamente.

La dopamina hace que nos sintamos con más energía, motivados y dispuestos a asumir determinados riesgos. Hay muchos estímulos que impulsan el cerebro y generan dopamina, y estos estímulos tienen que ver con los colores, nuevos olores e incluso la vestimenta que deja ver más piel.

Todos estos estímulos impulsan al cerebro a generar dopamina, sucede más en la primavera y por eso hace que estemos más susceptibles al amor.




Comentarios