Indumentaria, calzado, ropa de cama y pañales son las principales urgencias de la familia que componen una mujer y sus dos pequeños hijos, de 10 años y 11 meses.


Tras un incendio en el barrio Pueyrredon, de Mar del Plata, una familia perdió todas sus pertenencias y se acercó a un comedor barrial para que desde allí puedan asistirlos, ya que más allá de las importantes pérdidas materiales la estructura de la vivienda también quedó comprometida.

Según informó Ahora Mar del Plata, el hecho ocurrió el lunes en el barrio Pueyrredon y la familia recibió la ayuda de Rosana, la encargada de un comedor cercano, que les dio alojamiento y permitió que allí puedan recibir donaciones.

“Necesitan indumentaria para los tres, calzado, ropa de cama, pañales y también necesitan un cochecito para el bebé”, detalló la mujer que ayudó a los damnificados.

El siniestro en la casa que habitaban una mujer junto sus dos pequeños hijos, de 10 años y 11 meses se presume que fue intencional, por eso radicó la denuncia policial correspondiente.

“El nene de 10 años había ido a buscar los cuadernillos para la tarea de la escuela y estaba ilusionado, pero los perdió”, expresó la encargada del comedor.

Rosana además de ayudar a la familia, todos los días prepara la comida para 120 marplatenses, de todas las edades, que llegan hasta el comedor que atiende junto a otros voluntarios. “Cuando llegan les ofrecemos una chocolatada para que tomen algo caliente mientras esperan. No dudo en ayudar a nadie, es lo que me gusta, me hace bien”, afirma.

Todos aquellos que puedan colaborar con la familia deben comunicarse al 2236770745 o concurrir al comedor, en la calle Eduardo Peralta Ramos al 200.




Comentarios