Tres autos estuvieron vinculados al siniestro, aunque no se registraron heridos de gravedad.


La tarde del 1 de enero el tránsito de la avenida Paso de Mar del Plata interrumpió su normalidad cuando se produjo un triple choque en la interesección con la calle Santa Fe.

Por la brutalidad del impacto, uno de los autos derrumbó un paredón y terminó en el patio de una casa.

El conductor de un Volkswagen Voyage recibió un fuerte impacto en el lateral izquierdo, tal como publicó La Capital, y salió despedido hacia el paredón de la casa de la esquina.

Personal del Comando de Patrullas y de la comisaría distrital segunda, con jurisdicción en el lugar, colaboraron con la normalización vial.

Ninguno de los conductores sufrió heridas de gravedad.




Comentarios