Quienes porten un pañuelo celeste, podrán viajar gratis en las unidades de la empresa de transporte Munibus.

A través del decreto 2379 que lleva la firma del intendente Paredes Urquiza, la totalidad de los empleados municipales fueron autorizados para ausentarse de sus lugares de trabajo y poder asistir a la marcha.

Ante los cuestionamientos de los sectores que apoyan el proyecto, el jefe comunal tuvo que ceder y también otorgar un permiso para quienes deseen participar de un "conversatorio" con referentes nacionales del sector. Será desde las 16 en la Universidad Nacional de La Rioja.

Tras la polémica, el propio Intendente salió a aclara que "el Municipio no tomó una postura institucional y que solo respondió a una solicitud popular de un sector".

Por su parte, el Gobierno provincial también tomó una medida similar de otorgar un permiso especial para los empleados públicos del turno matutino que deseen participar de la marcha.

En los 2 casos, no afecta las clases en los establecimientos educativos correspondientes.