El intendente de La Plata, Julio Garro, y el Vicejefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, Diego Santilli, presentaron nuevos móviles que serán destinados a la Guardia Urbana de Prevención (GUP) de la ciudad.

La entrega de nuevos móviles surge de un convenio entre la Municipalidad de La Plata y la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, que tiene como objetivo fortalecer el trabajo coordinado entre ambos gobiernos para lograr mayor seguridad.

El acto se realizó en el Parque Ecológico de Villa Elisa y fue encabezada por Garro y Santilli. “Estamos fortaleciendo la seguridad con hechos concretos, incrementando los móviles que recorren los barrios, sumando más cámaras de seguridad y nuevas luces LED”, sostuvo Garro.

La GUP realiza operativos disuasivos de prevención del delito.Municipalidad La Plata

“El trabajo en equipo con el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires nos permite articular esfuerzos para optimizar las tareas de prevención del delito, intercambiando experiencias”, remarcó.

Por su parte, el Vicejefe de Gobierno porteño destacó que “el delito no reconoce fronteras, por eso es importante que colaboremos mutuamente para mejorar la seguridad de todos”.

La Guardia Urbana de Prevención se creó en octubre de 2018, con el objetivo de afianzar la presencia del Estado Municipal en la vía pública. En sus inicios, el cuerpo estaba compuesto por 170 integrantes, mientras que actualmente el plantel ya cuenta con 636.

La GUP apunta a realizar operativos disuasivos de prevención del delito. Algunas de sus funciones son detectar y relevar situaciones de riesgo en la vía pública, dar aviso a la autoridad competente y/o requerir el auxilio de las fuerzas de seguridad, colaborar con operativos de la Dirección de Control de Tránsito, velar por la buena convivencia urbana, realizar rondines urbanos, y cuidar los espacios públicos.