Así se garantiza la alimentación de unos 87 mil niños, niñas y adolescentes. Un adulto debe pasar a retirarlo por la escuela a la que estos asisten.


Para garantizar la alimentación de unos 87 mil niños, niñas y adolescentes que habitualmente comen en las instituciones educativas a las que asisten, la Municipalidad armó bolsones de alimentos que deben ser retirados por un familiar adulto de cada alumno en sus respecticas escuelas.

La mercadería se envía directamente a las escuelas, donde las autoridades “hacen un gran trabajo y por eso les agradecemos, por el compromiso y la disposición que tienen para que todo salga bien”, explicó el secretario de Cultura y Educación del Municipio, Martiniano Ferrer Picado, que es el encargado de coordinar este sistema para garantizar el Servicio Alimentario Escolar (SAE) a miles de niños y niñas que no pueden asistir a las escuelas por la disposición de aislamiento social, preventivo y obligarorio ante la pandemia de coronavirus. 

Son los directivos de cada establecimiento educativo los encargados de informar los días y los horarios para realizar las entregas en grupos reducidos, para evitar así la aglomeración de personas teniendo en cuenta las recomendaciones de las autoridades sanitarias.

Los alimentos que se entregan son variados de acuerdo a las recomendaciones de nutricionistas y con ellos las familias elaboran las comidas en sus casas. Este sistema se extenderá en prinricpio hasta el martes 31 de marzo.




Comentarios