Por amor a la tierra: desde suelo jujeño, vinos jóvenes con mucha historia

Antropo Wines lleva varios meses en el mercado local con sus líneas "Blanco dulce" y "Rose dulce".
Antropo Wines lleva varios meses en el mercado local con sus líneas "Blanco dulce" y "Rose dulce". Foto: Vía Jujuy

La diversidad natural de Jujuy se resume en Antropo Wines, una propuesta que gana mercados y sorprende a sommeliers.

“Antropo Wines” -Vino del ser humano-, es un nombre que no sólo describe un sueño, sino también remite al talento, esfuerzo y dedicación que le ponen tres jóvenes agrónomos jujeños a un proyecto con el que decidieron incursionar en la sofisticada industria del vino desde la provincia de Jujuy, un novedoso polo emergente en el rubro.

//Mirá también: Los sabores jujeños junto a vinos de altura llegaron a Francia

Los protagonistas de esta interesante historia son Ezequiel Bellone, Sebastián Escalante y Luciano Peirone, quienes contado con la colaboración de Lucas Niven, un enólogo mendocino, y el acompañamiento de un grupo de inversionistas, dan vida a esta novel marca que busca “alinearse con el ser humano”.

Los creadores de Antropo Wines trabajan también en un proyecto de perfil turístico educativo, para abrir la bodega al público.
Los creadores de Antropo Wines trabajan también en un proyecto de perfil turístico educativo, para abrir la bodega al público. Foto: Vía Jujuy

Todo comenzó con la idea de constituir una S.R.L. de servicios, lo que a finales de 2020 evolucionó hacia la fundación de una empresa de servicios y una bodega cien por ciento jujeña que ya tiene en el mercado etiquetas como “Dulce Condena”, “Lía de Lías” y muy pronto “Antropo”.

En este sentido, el agrónomo Ezequiel Bellone en entrevista con Vía Jujuy comenzó por señalar la heterogeneidad del clima de Jujuy y a partir de esto comentó cómo estas diferencias climáticas dejan su impronta en la elaboración de vinos distinguidos y representativos de la identidad de una región geográfica particular.

EL SECRETO: ENTENDER A LA MADRE TIERRA

“El clima de Jujuy es súper heterogéneo, en las dos zonas vitivinícolas que tenemos en la provincia. Una es el Valle Templado, que es una zona más bien húmeda, con una escasa amplitud térmica, alta pluviometría, con temperaturas máximas, en las fechas de maduración, por encima de los 40°C y mínimas por encima de los 20°C”, describe el empresario, a la vez de ponderar que ese territorio ofrece propicias “condiciones para hongos, bacterias, con suelos muy fértiles, con condiciones que no son las que acostumbramos a ver en la vitivinicultura” pero que “sin embargo se obtiene muy buenos vinos blancos, rosados y también estamos logrando muy buenos tintos” a partir de las vides cultivadas allí.

En contraste con esto, “en la Quebrada de Humahuaca hay aridez, escasa pluviometría, hay suelos muy pobres, grandes amplitudes térmicas, hace mucho frío, hay riesgos de heladas”, resumió.

Germinado al calor del talento y el entusiasmo de tres jóvenes profesionales y empresarios jujeños, Antropo Wines es un proyecto que busca "alinearse con el ser humano".
Germinado al calor del talento y el entusiasmo de tres jóvenes profesionales y empresarios jujeños, Antropo Wines es un proyecto que busca "alinearse con el ser humano". Foto: Vía Jujuy

Planteado así el escenario natural elegido para el proyecto, Bellone pasó a revelar algunos de los secretos del creciente éxito de Antropo Wines.

“Comprendimos que como productores, como viticultores, como agrónomos, principalmente tenemos que entender el lugar, entender en dónde está creciendo nuestra viña, que es un todo terruño”, como asimismo “no manejar los viñedos con ‘recetas’, sino más bien con lo que hay en el lugar”, investigar y detectar “con qué más nosotros podemos intervenir para que las viñas crezcan de manera equilibrada”.

Con base en estos y otros saberes y conocimientos, el equipo logra un producto que incluso ya atrae la atención de especialistas.

Agradable compañía, en su justa medida, resultan las propuestas de "Dulce Condena", el vino jujeño que crece en la preferencia de los consumidores.
Agradable compañía, en su justa medida, resultan las propuestas de "Dulce Condena", el vino jujeño que crece en la preferencia de los consumidores. Foto: Vía Jujuy

“Hemos tenido muy buenas devoluciones del público en general. Hombres, mujeres, adultos, jóvenes, todos quienes han probado el vino nos han dado muy buenas devoluciones, ha gustado mucho”, dijo con justificado orgullo el entrevistado.

Antropo Wines lleva varios meses en el mercado local con sus líneas “Blanco dulce” y “Rose dulce”. Se puede encontrar la etiqueta en la mayoría de las vinerías de San Salvador de Jujuy, como también en restaurantes de la Quebrada de Humahuaca, donde el turismo está comprobando sus bondades.

Al mismo tiempo, la bodega ya comercializa sus productos en Salta, Tucumán, Buenos Aires, La Plata y próximamente lo hará en Córdoba.

UN VIAJE A TRAVÉS DEL VINO

Mientras el proyecto avanza a paso firme en la faz productiva y en lo comercial, sus creadores no dejan de soñar con nuevas aristas y así es como se preparan para explorar un camino hacia el turismo enológico y educativo.

"Dulce Condena", una de las propuestas de la bodega Antropo Wines, lleva la esencia de la diversidad jujeña a varios puntos del país, y avanza en un proceso de expansión.
"Dulce Condena", una de las propuestas de la bodega Antropo Wines, lleva la esencia de la diversidad jujeña a varios puntos del país, y avanza en un proceso de expansión. Foto: Vía Jujuy

“Queremos enseñar -dice Bellone en la entrevista con Vía Jujuy-, queremos mostrar el proceso del vino y su elaboración, para que la persona que consuma una botella de vino sepa que no solamente hay vidrio, corcho y vino, sino que hay historias, hay mucho esfuerzo, riesgos, estrés, alegrías, que llevan a conocer un lugar, que llevan a viajar imaginariamente hasta un lugar, porque, por ejemplo, si un vino está hecho en Chubut, al probar ese vino se va a conocer algo más de Chubut expresado en un vino”.

//Mirá también: Jujuy conserva “una cultura de miles de años que enriquece” su gastronomía

“Lo mismo entendemos que una persona puede degustar Jujuy, una región inédita de la provincia, probando un vino”, y esa propuesta está en cada botella de Antropo Wines, asegura el entrevistado.

También Ezequiel Bellone y sus compañeros de ruta ven en esta apertura al público de su proyecto “la importancia de que los jóvenes, impulsados por los colegios, conozcan que hay otra salida laboral desde la tierra, desde la elaboración, de trabajar en Jujuy, su provincia, en una industria como es la vitivinícola”, dice finalmente con la voz entusiasmada y la mirada esperanzada.

Temas Relacionados