Acusándolo de haber entregado a las autoridades imágenes de un incidente protagonizado días atrás por sindicalistas municipales con la guardia policial de la Casa de Gobierno, el periodista Sebastián Abraham fue impedido de realizar su trabajo mientras cubría este miércoles una protesta del Sindicato de Empleados y Obreros Municipales (SEOM).

//Mirá también: Tensión en las puertas de la Casa de Gobierno con marcha del SEOM

El grave episodio se produjo cuando a media mañana llegó hasta el frente de la sede gubernamental una marcha del gremio para exigir “la inmediata libertad” de un delegado sindical “detenido injustamente” el viernes pasado -según planteaban los referentes-, al tiempo que reafirmaron la continuidad del plan de lucha provincial por mejoras salariales y laborales, marco en el que se cumple un paro por 24 horas.

La protesta, encabezada por el secretario general del sindicato, Carlos Santillán, rechazaba la convocatoria a paritarias prevista para la jornada, a raíz de la detención del delegado Sergio Herrera.

“Nos citaron para las diez, pero ¿cómo piensa (el gobernador Gerardo) Morales que nosotros los municipales vamos a ir a sentarnos con ellos sabiendo que está preso un compañero que lucha por mejores salarios?”, dijo Santillán hablando ante los trabajadores movilizados.

Mientras tanto, hombres del entorno del líder sindical rodeaban al periodista que cubría la manifestación para la Red de Cables del Interior (RCI), amedrentándolo argumentando que anteriormente había entregado a las autoridades imágenes de un episodio producido la semana pasada protagonizado también por dirigentes del SEOM que se trenzaban en una escaramuza con policías que custodian la Casa de Gobierno, cuando se “pretendía entregar un petitorio sobre las paritarias salariales”, según dice un comunicado de la organización.

El periodista Sebastián Abraham, de la Red de Cables del Interior (RCI), de Jujuy.(Captura de pantalla) | (Archivo Vía Jujuy)

La maniobra, que también esta vez quedó registrada por las cámaras de otros medios, generó el inmediato rechazo por parte de los trabajadores de prensa que presenciaron el hecho, lo mismo que expresiones de repudio desde distintos sectores, conforme pasaban las horas.

PERIODISMO SIN PRESIONES

En este sentido, la Secretaría de Comunicación y Gobierno Abierto de la Provincia emitió un comunicado en el que “repudia enérgicamente las acciones intimidatorias ejercidas por los máximos dirigentes del SEOM al periodista Sebastián Abraham de la Red de Cables del Interior, quien fue presionado para retirarse de la cobertura de la movilización en plaza Belgrano realizada por el gremio durante la mañana de hoy”.

Expresa además el texto la solidaridad del organismo “con el trabajador de prensa Sebastián Abraham y refuerza el compromiso para el ejercicio del periodismo sin presiones y la defensa de la libertad de prensa como un valor incuestionable de la democracia”.

Durante la manifestación, Santillán planteó que “después que larguen al compañero, vamos a exigirles (a las autoridades) que vean cómo vive un municipal, la casa que tiene un municipal, que vean si puede vivir con un salario esclavo de quince mil pesos”, reclamó.

En ese plano, el SEOM exige un aumento salarial equivalente a la inflación, que los más de cinco mil trabajadores y trabajadoras municipales que cobran entre 12 mil y 17 mil pesos mensuales cobren el Salario Mínimo Vital y Móvil y que las negociaciones paritarias sean “sin imposiciones”.

//Mirá también: Vilca dice que debe “reducirse la jornada laboral a seis horas”

“Ratificamos el plan de lucha para que larguen al compañero detenido injustamente y para conseguir una paritaria digna”, insistió Santillán.

“El salario de un trabajador municipal jujeño es uno de los más bajos en la Argentina. Queremos discutir la agenda de los trabadores, entre ellos el pase a planta permanente”, apuntó por su parte el secretario adjunto Sebastián López.