Tras un debate en el que afloraron fuertes controversias, la Legislatura de Jujuy sancionó este jueves las leyes n° 6.233 de disolución y liquidación del Banco de Desarrollo Sociedad del Estado; n° 6.234 de creación del Instituto Provincial de Juegos de Azar (InProJuy); y n° 6.235 de concesión de inmuebles de propiedad del Estado provincial.

//Mirá también: Tras 49 años, el Banco de Desarrollo de Jujuy cerrará sus puertas

El primero de los proyectos aprobados en la que fue la quinta sesión ordinaria del año de la Cámara de Diputados, había sido remitido por el Poder Ejecutivo para la disolución y liquidación del Banco de Desarrollo de Jujuy, en razón de que “por disposiciones del Banco Central de la República Argentina no se encuentra autorizado a funcionar como una entidad financiera”, y a los efectos de llevar adelante esa medida “resulta oportuno dotar al organismo liquidador de herramientas legales para llevar adelante reorganizaciones vinculadas a la fuerza laboral del organismo”, reza el texto que resultó con modificaciones en el despacho de las comisiones de Asuntos Institucionales, Trabajo y Seguridad Social, y Legislación General.

El diputado Ramiro Tizón (Frente Cambia Jujuy) oficio de miembro informante del proyecto remitido por el Poder Ejecutivo.(Archivo Vía Jujuy)

En su carácter de miembro informante, el diputado Ramiro Tizón explicó que el Banco de Desarrollo “había nacido como una transformación, en 2016, de un denominado ex Banco de Acción Social de la provincia, que operaba desde 1972”.

“El objetivo que tenía era incentivar la producción y el desarrollo en la provincia de Jujuy, para lo cual, entre otros, manejaba lo vinculado a las operaciones de los juegos de azar”, describió el legislador oficialista.

Acerca de la liquidación de la entidad, Tizón sostuvo que debe cumplimentarse por cuanto “si bien se realizaron las gestiones para que el Banco Central apruebe su funcionamiento como banco, ello no llegó a darse” y en consecuencia desde ese organismo “se impidió que se siga denominando como banco, bajo apercibimiento de multas”, advirtió.

“La disolución del Banco de Desarrollo significa un freno al crecimiento de Jujuy”, opinó el diputado Juan Cardozo Traillou.(Archivo Vía Jujuy)

Cabe apuntar que tras su paso por las comisiones, el despacho llegó al recinto de sesiones con un aporte plasmado en el artículo 3° de la ley por el cual la Cámara de Diputados faculta al Poder Ejecutivo para realizar las modificaciones necesarias a los efectos de garantizar el cumplimiento de la ley n° 4.513 de Promoción de la Microempresa y sus modificaciones.

“En el trabajo de comisiones se incluyó este artículo para garantizar el funcionamiento del Consejo de la Microempresa”, señaló el miembro informante del proyecto.

LAS VOCES DE LA OPOSICIÓN

La oposición hizo escuchar sus reparos a la disolución y liquidación del Banco de Desarrollo, por ejemplo a través de la diputada del Frente de Todos-PJ Mariela Ferreyra, que al cuestionar lo que consideró una “decisión política” del Gobierno provincial, acusó que “no se está diciendo la verdad”, ya que el BCRA, sostuvo, no ordena cerrar el Banco de Desarrollo.

“El Banco Central lo que le ordenó (a la entidad) es que deje de usar el nombre de banco, y eso sí lo hizo porque ya pasó a llamarse Agencia. Cumplimentada esa solicitud, puede seguir operando”, aseveró Ferreyra.

Presente en la sesión de este jueves, el diputado Alejandro Vilca (der.) dejó expresada su solidaridad con los 140 trabajadores del Banco de Desarrollo de Jujuy.(Archivo Vía Jujuy)

“Estamos convencidos que la disolución del Banco es un error que va a traer grandes costos para el Estado”, además de que “significa un freno al crecimiento de Jujuy” porque implica “el cierre de posibilidades de inversión”, dijo por su parte el diputado Juan Cardozo Traillou, también miembro de la bancada FdT-PJ.

//Mirá también: La deuda del Banco Central aumentó 45% desde que asumió Fernández

“Están tirando cincuenta años de historia, es innegable que es una herramienta indispensable para Jujuy, trabajemos para poder levantarla”, exhortó el legislador.

En tanto, el diputado Alejandro Vilca, del Frente de Izquierda, expresó su solidaridad con los 140 trabajadores de la entidad, afirmando que sus familias “quedan en la incertidumbre por la decisión política de disolver el Banco de Desarrollo”.