En un informe producido este mediodía, el Ministerio de Salud de la Provincia actualizó datos y comunicó que en lo que va del año se lleva registrado un total de 52 casos confirmados de dengue en territorio jujeño, al contabilizar en la última semana catorce nuevos infectados en la localidad de Yuto, otros dos en San Salvador de Jujuy, tres en Fraile Pintado y uno en San Pedro.

Al instar a la comunidad a colaborar con las tareas preventivas, el director provincial de Sanidad, Omar Gutiérrez, subrayó que "la intensa vigilancia epidemiológica debe contar con la colaboración de los ciudadanos para evitar que la infección se siga propagando, ya que se la puede mitigar con una fumigación, pero no prevenirla".

En ese punto, el funcionario hizo notar que si la fumigación "se hiciera de forma sistemática, podría afectar a la población de forma negativa a causa del plaguicida”, explicó.

El ministro de Salud Gustavo Bouhid, encabezó en las últimas horas una reunión con integrantes de su gabinete y miembros del Comité central a fin de hacer ajustes a la estrategia para contener el brote de dengue en Yuto.

En Yuto, a poco más de 150 kilómetros al noreste de San Salvador de Jujuy, se elevó a 39 la cifra de casos "autóctonos", mientras que los restantes casos -salvo los detectados en Fraile Pintado, ya que aún se investiga su origen-, son "importados".

El dengue es una infección vírica transmitida por la picadura de las hembras infectadas de mosquitos del género Aedes.

Los síntomas son una fiebre elevada (40Cº) acompañada de dos de los síntomas siguientes: dolor de cabeza muy intenso, dolor detrás de los globos oculares, dolores musculares y articulares, náuseas, vómitos, agrandamiento de ganglios linfáticos o sarpullido.

De acuerdo a los registros oficiales, hay dos contagiados en Monterrico, uno en Lozano, uno en Reyes, uno en Libertador General San Martín, uno en San Pedro y cuatro en San Salvador de Jujuy, detallaron las fuentes.

"La intensa vigilancia epidemiológica debe contar con la colaboración de los ciudadanos para evitar que la infección se siga propagando", recomendó Omar Gutiérrez.

Al respecto, la subdirectora provincial de Epidemiología, Fabiana Vaca, reiteró la recomendación en el sentido de que "es necesario que todos usen repelente" y se adopte las "medidas de prevención fundamentales para un espacio libre de mosquito".

Para ello "debemos eliminar los cacharros de techos y patios, así como también desmalezarlos y limpiar las canaletas", apuntó Vaca al aludir a cómo se combate el brote de dengue que se presenta en Yuto y frente al cual se está desarrollando "estrategias para poder contenerlo".

No hay tratamiento específico del dengue ni del dengue grave, pero la detección oportuna y el acceso a la asistencia médica adecuada disminuyen las tasas de mortalidad por debajo del 1%, dice la Organización Mundial de la Salud.