El papa Francisco reiteró este viernes que la Iglesia continúa con sus compromisos para hacer justicia por las víctimas de abusos sexuales cometidos por sus miembros eclesiásticos años atrás.

El Papa Francisco dijo sobre las medidas que está tomando la Iglesia que “esto por sí solo no puede bastar para frenar los casos, pero constituye un paso necesario para restablecer la justicia, reparar el escándalo, reparar el delito”. Foto: Vincenzo PINTO

El Papa señaló en un discurso emitido para los participantes de la asamblea plenaria de la Congregación para la Doctrina de la Fe que: “En la lucha contra los abusos de todo tipo, la Iglesia prosigue con firmeza el compromiso de hacer justicia a las víctimas de los abusos cometidos por sus miembros, aplicando con particular atención y rigor la legislación canónica prevista”.

Las palabras del papa Francisco: “Restablecer la justicia, reparar el escándalo, reparar el delito”

Jorge Bergoglio recordó durante su discurso a la Congregación para la Doctrina de la Fe, que se actualizaron las normas sobre los delitos reservados, y esto se llevó a cabo “con el deseo de hacer más eficaz la acción judicial”.

El sumo pontífice resaltó al respecto que “esto por sí solo no puede bastar para frenar los casos, pero constituye un paso necesario para restablecer la justicia, reparar el escándalo, reparar el delito”.

El contexto de los delitos sexuales en la Iglesia

El papa Francisco llevó adelante su discurso luego de que el jueves pasado se diera a conocer un informe sobre una investigación de abusos sexuales llevados a cabo en la archidiócesis católica de Múnich y Freising, en Baviera, Alemania.

En ese informe se hablaba de al menos 497 víctimas de abuso y 173 sacerdotes y 9 diáconos involucrados en los mismos.

En ese mismo documento se le atribuía la responsabilidad a Benedicto XVI por no haber actuado en al menos cuatro conocidos sucesos que ocurrieron cuando él era cardenal y arzobispo de la diócesis de Múnich y Freising.

Cabe recordar que este informe fue realizado por un bufete de abogados a raíz de una investigación en esta archidiócesis, que estaba bajo el mandato de Joseph Ratzinger (Benedicto XVI una vez convertido en Papa), cuando era cardenal.

A pesar de que el documento presentado de poco más de 1.000 páginas incorpora la inacción del Papa emérito, fue él mismo quien ha rebatido “contundentemente” estas acusaciones y afirmó que el destino de lo que sufrieron las víctimas fue “muy sentido” por él.

El documento revelado por el bufete de abogados, acusa a Benedicto XVI por no haber actuado en al menos cuatro reconocidos casos de abuso sexual durante su gestión como Cardenal al frente de la archidiócesis.

Según los abogados que llevaron a cabo el informe, no hubo “ningún interés reconocible” por parte de Benedicto XVI por hacerse eco de los crímenes de abuso sexual mientras él estaba al cargo de la archidiócesis a pesar de, según el documento, tener conocimiento de lo que sucedía.

Esta investigación de los abusos sexuales acaecidos en Alemania se viene a dar luego de los documentos que revelaron hechos similares en Francia, y en dicho país se detallaron 216.000 casos contra menores de edad.