Alrededor de las 11:00 horas de esta jornada, la Justicia Federal de Brasil extraditó a dos detenidos argentinos sobre los que pesa un pedido de captura internacional.

Uno de ellos es el reconocido golfista Ángel “Pato” Cabrera, y el otro es Gabriel Andrés Cuevas Reinao, acusado de homicidio en la provincia de Neuquén. Ambos ingresaron al país por el Puente Internacional Tancredo Neves, que une Puerto Iguazú-Foz de Iguaçú, permaneciendo bajo custodia de la Policía Federal Argentina en tanto esperan para ser trasladados en los próximos días.

Ángel “Pato” Cabrera está acusado de violencia de género siendo detenido en Río de Janeiro, dando paso al pedido de captura internacional emitido por la Justicia cordobesa. La Policía local lo ubicó en Leblon el 14 de enero.

En Río de Janeiro estuvo alojado en la cárcel federal Plácido de Sá Carvalho, un lugar con régimen semiabierto que lejos está de ser un presidio sobrepoblado y violento que caracteriza al sistema carcelario de ese país.

Puerto Iguazú: el golfista Ángel “Pato” Cabrera fue extraditado. PFAGentileza: Policía Federal

En la provincia de Córdoba le esperan dos juicios por el delito del que está acusado. Su captura a través de Interpol se debe a las varias ausencias de audiencias hace un año, cuando se establecieron las fechas para el debate oral.

Su ex esposa y madre de dos hijos lo denunció por amenazas y otra pareja, con quien tuvo una relación de dos años, lo hizo por amenazas y coacción. Otra pareja, policía, lo denunció en otras cinco oportunidades e incluso relató que el campeón del Masters de Augusta intentó atropellarla con su camioneta.

Por otro lado, Gabriel Andrés Cuevas Reinao está acusado del homicidio de Guido Jesús Bustos, perpetrado en la provincia de Neuquén.