El caudal de las Cataratas del Iguazú es en promedio de 1500 metros cúbicos por segundo. Sin embargo, ante las lluvias registradas en los últimos días en la región y río arriba actualmente se encuentra en 3500 metros cúbicos por segundo. Por ello, la Maravilla del Mundo se encuentra en este momento en su máximo esplendor para el privilegio de los turistas que decidan visitarla los próximos días.

Las condiciones actuales permiten observar toda la fuerza y potencia del agua que se desliza por las imperiosas piedras del quiebre que el cauce del Río Iguazú comparte con la costa argentina y brasilera.

Las condiciones actuales son el contraste de la situación registrada en marzo del año pasado, cuando el caudal era de 300 metros cúbicos por segundo, cuando el paisaje eran los grandes murales de piedra casi sin líquido. Si bien la situación fue motivo de noticia, no tuvo tanta relevancia en la opinión pública ya que la pandemia provocó el cierre del Parque Nacional.