Se trata de una ablación pediátrica realizada en el Hospital San Roque de la capital de la provincia de Entre Ríos. En esta oportunidad el procedimiento se puede realizar gracias al noble gesto de la familia de una menor de la ciudad de Gualeguaychú que falleciera en la ciudad de Paraná. Desde el Cucaier destacaron el gesto de los padres de la menor.

La muerte de Micaela, la menor de 10 años se produce luego de ser atropellada en la Avenida Artigas de su ciudad natal. La niña había recibido atención médica en el hospital Centenario, pero dado a su grave estado se había derivado a al hospital San Roque de la ciudad de Paraná donde finalmente se produjo su deceso. Tras esa instancia se llevó a cabo la donación de sus órganos, realizó en el Hospital Materno Infantil San Roque de Paraná. Se trata de la ablación número catorce en lo que va del año, y en esta ocasión seis niños serán beneficiados con trasplantes.

El encargado del Área de Comunicación y Educación del Cucaier, Pablo Sors, destacó a canal Elonce TV que “la familia era la que tenía que autorizar que se lleve a cabo la donación y ahora seis pacientes se beneficiaran con este operativo”.”Otra familia en medio de un dolor tremendo hizo posible que se seis niños reciban trasplantes”, dijo y explicó que las ablaciones pediátricas son poco frecuentes, “se tiene que ver la edad, compatibilidad, etc”, mencionó.

Sobre los órganos indicó que “hay una edad en que los órganos de pacientes pediátricos ya tienen un tamaño similar al del cuerpo de un adulto y muchas veces cuando no hay niños esperando para ser trasplantados se les hace el trasplante a adultos, pero no es algo muy común”,