Ayer por la noche Gabriela Neme, diputada provincial de Formosa, fue agredida violentamente cuando intentó ingresar a una comisaría. “Si creen que, mandándome a golpear para no entrar a defender a la gente a la comisaría me van a parar están muy equivocados”, escribió ella.

La diputada publicó un video en su cuenta de Twitter en el que se puede ver cómo termina tirada en la vereda ante el impedimento a su ingreso al establecimiento. “No sólo no les tengo miedo, los voy a combatir sin violencia hasta restaurar el estado de derecho”, manifestó Neme.

En diálogo con Cristina Pérez, la funcionaria pública contó que en el momento que estaba en la comisaría para ingresar a hacer la denuncia, “porque habían hecho ingresar con protección policial a una de las patovicas del Gobierno que agredió a gente de mi equipo”, el oficial Vera que estaba en jefatura “me empuja”.

Gabriela afirmó que el Gobierno los “somete con el autoritarismo de siempre”. Además, “vemos que va en aumento la frecuencia de los ataques y la violencia con los que pensamos diferente y usan la agresividad, el descrédito la violencia”.

La peronista desidente cree que su provincia muestra “la peor representación del modelo feudal en el país”. También aseguró que estos temas son sumamente importantes porque “a veces es cuestión de vida”.

Contestando la pregunta de la periodista sobre la situación de la libertad de expresión en la provincia, Neme considera que “el gobierno está desquiciado” porque ellos están “haciendo visible lo que ellos siempre taparon con un relato”.

Hace dos días la periodista formoseña Julieta González fue agredida a la salida del Concejo Deliberante por una “patota”. ”Si no estaban chicas de mi equipo no se como hubiera terminado Julieta”, reveló la diputada.

Por último, la mujer que participa en la política argentina exige “la renuncia de concejal Cacho García, quien fue el que mandó la patota y también exigimos que porfavor nación mire a Formosa” para que en el Congreso “se disponga la intervención judicial porque acá no hay ni un solo juez que nos garantice los derechos”.